La importancia de la concentración en el entrenamiento

Foto blog concentration

A la hora de entrenar, la mayoría de los sujetos siempre tienen en cuenta las mismas variables como por ejemplo: el tipo de rutina, la duración del entrenamiento, el número de series y repeticiones, el tiempo de descanso, etc., pero nunca tienen en cuenta una variable muy importante en el entrenamiento como es la concentración.

Es muy frecuente ver en el gimnasio a gente hablando con el compañero mientras realiza un press banca, mirar el móvil mientras esta haciendo abdominales o mirar la televisión mientras realiza el ejercicio. Estos son algunos ejemplos de falta de concentración en el entrenamiento. La mayoría realiza estas cosas porque no son conscientes de la importancia que puede llegar a tener la concentración durante el entrenamiento.

La atención y la concentración son consideradas por la mayoría de los expertos como dos de las variables psicológicas más importantes e influyentes en el logro del éxito deportivo. Tal es la importancia de estos procesos psicológicos, que aun cuando un deportista tuviera una buena preparación física y sus habilidades técnicas y tácticas fueran aceptables, el hecho de conocer y dominar ambos, hace que la probabilidad de éxito deportivo aumente notablemente; por este motivo, el control de la atención y la concentración es una habilidad que deben entrenar y perfeccionar tanto deportistas como entrenadores.

La concentración, por tanto, es un aspecto importante a tener en cuenta, no sólo en el momento de la competición, sino en la fase de aprendizaje y entrenamiento. Debemos tener en cuenta que el grado de capacidad de relajación, concentración o motivación no es innato. Son aspectos que debemos conocer, trabajar y entrenar.

concentracion_deportivaLa concentración la podemos definir como la capacidad de dirigir la atención a un solo objeto. Es un proceso psíquico que consiste en centrar voluntariamente toda la atención de la mente sobre un objetivo, objeto o actividad que se esté realizando como puede ser nuestro entrenamiento de musculación, dejando de lado toda la serie de hechos u otros objetos que puedan interferir en su consecución.

La atención es el proceso a través del cuál seleccionamos algún estímulo de nuestro ambiente, es decir, nos centramos en un estímulo de entre todos los que hay a nuestro alrededor e ignoramos todos los demás. Solemos prestar atención a aquello que nos interesa, ya sea por las propias características del estímulo (tamaño, color, forma, movimiento…) o por nuestras propias motivaciones.

Así pues, la atención y el interés están íntimamente relacionados, al igual que la atención y la concentración. Si estamos concentrados durante el entrenamiento podemos ser capaces de hacer más repeticiones, concentrar mejor la fuerza, levantar más peso y lo mas importante que es lograr el objetivo de trabajar el grupo muscular que queremos trabajar. Durante el entrenamiento de pesas, si no obviamos los pensamiento o hechos que pueden interferir o distraernos de la ejecución del ejercicio , nos pueden provocar que no se localice o concentre toda la intensidad sobre el músculo trabajado, lo que hace que el ejercicio pierda calidad y no consigamos todo el rendimiento que somos capaces de realizar. Por tanto, como podemos observar la concentración es un aspecto muy importante a la hora de entrenar. Es importante tenerlo en cuenta y no obviarlo. A continuación os voy a indicar algunas pautas a tener en cuenta a la hora de entrenar para que nuestra concentración sea la adecuada:

  • Hay que evitar las charlas prolongadas durante nuestro entrenamiento, sobretodo durante el tiempo de descanso entre serie y serie, perdemos la noción del tiempo de descanso, los músculos pierden tensión se enfrían pudiendo dar lugar a lesiones además de que el ejercicio perdería la calidad.
  • Si nos gusta entrenar con música, cosa que nos puede ayudar a estar más motivados y por tanto más concentrados, esta debe tener un volumen e intensidad adecuada, sin estar excesivamente alta y pueda afectar a nuestra atención en el estimulo que verdaderamente nos interesa.
  • Evitar el entrenamiento en horas punta en las que el gimnasio está muy lleno y no se pueda entrenar con tranquilidad y disponibilidad de las máquinas o pesas para realizar los ejercicios.
  • Hay que utilizar ropa y calzado que nos permita  realizar el entrenamiento correctamente sin que nos moleste o nos impida realizar los ejercicios adecuadamente.
  • Intenta realizar siempre la misma rutina de ejecución durante tu entrenamiento y los periodos de descanso, te servirá para saber que estas concentrado en el entrenamiento.
  • Hidrátate bien durante el entrenamiento de forma que tu cuerpo tenga el aporte de líquidos adecuado y no sufras fatiga psíquica y muscular durante el entrenamiento.

Estas son algunas de las pautas a tener en cuenta para aumentar nuestra concentración en el entrenamiento, intenta aplicarlas y veras como tu atención se centra en los ejercicios que estas realizando y como consecuencia obtendrás un entrenamiento de más calidad y tus resultados serán mejores.

musculo-y-mente.

Aquí os dejo algunas frases que resumen muy bien la temática de este artículo:

“El verdadero entrenamiento de fuerza no se centra en tus músculos si no en tu mente”.

“Sin el dominio de la mente nunca controlaras tu cuerpo”.

“La mente es la crea tus límites no tu cuerpo”.

Espero que os haya gustado el artículo, y que os sirva para vuestros entrenamientos. A partir de ahora no tenéis escusa para tener en cuenta la concentración en los entrenamientos. Recuerda que un deportista preparado psicológicamente sabrá reconducir su atención, manteniendo unos altos niveles de concentración y así, dirigir su atención a una correcta ejecución consiguiendo, dentro de sus posibilidades, el máximo nivel de actuación.